viernes, 6 de junio de 2014

Cera para muebles casera - DIY



Hoy quería enseñaros la cera artesanal que he hecho en casa. 
Suelo dar, a los muebles que recupero, una última capa de cera, no solo para proteger la madera o la pintura, sino porque me gusta el acabado que deja. 

Siempre he usado cera para muebles incolora, pero me parecen demasiado industriales.
Y como de lo que se trata en casos de restauración es de devolver la majestuosidad a la pieza, que mejor manera de hacerlo si usamos productos mas naturales. 

Me puse a bucear por Internet y encontré algunas referencias para poder fabricar en casa este tipo de producto. 
Los materiales a usar se pueden encontrar en tiendas especializadas, pero como no sabia bien bien a donde dirigirme (seguramente tendría que haber recorrido varios establecimientos para encontrar todos los ingredientes), volví a echar mano de Internet y encontré una web donde venden mil y una cositas para hacer jabones, cremas, velas, etc etc... 
La pagina es espectacular. Tienen todo tipo de productos y seguro que los amantes de la cosmética natural estarán encantados.

La web se llama Gran Velada, y  dentro también disponen de un blog muy interesante. 
Hice el pedido con ellos y en dos días estaba en casa. Fácil y rápido.

Me decidí por escoger cera de abejas virgen, cera de Carnauba, parafina y una esencia aromática de galleta de miel. 


 
 




La elaboración es simple, pero requiere algo de tiempo. 
Lo primero que hice fue escoger el recipiente donde quería colocar la cera. 
Una vez escogido, lo coloqué al baño María. 

  

En mi caso utilicé una olla grande y un colador viejo. Puse un tarro de vidrio en el centro y añadí las ceras. 
Aconsejo poner primero la cera virgen y la parafina, y por último la cera de Carnauba, ya que tarda menos en fundir.  
También es muy importante que el agua, cuando llegue a ebullición, no entre dentro de tarro de la cera (mantened a fuego medio). 


Una vez la mezcla estaba completamente fundida, la retiré del fuego con cuidado, le añadí la esencia de galleta de miel y una pizca de pintura dorada. La esencia es totalmente opcional; yo la usé para contrarestar el olor profundo del aguarrás, pero también podemos usar hierbas aromáticas. ¡La idea es experimentar!

El último paso será añadir aguarrás puro para que la cera no se endurezca de nuevo y así poder crear una pasta con la que podamos trabajar.

Mas o menos, las proporciones para la mezcla serán de 1/3 de cera (la virgen, de la carnauba y la parafina) y 2/3 de aguarrás.
En mi caso, lo hice un poco a ojo, pero podemos usar una balanza de cocina, si que queremos hilar más fino.




Una vez ya hemos removido todos los ingredientes, dejamos reposar y enfriar.











¡Y así quedó! 
Hice una mezcla pequeña para poder probar en algunos acabados que quiero hacer, pero tengo en mente seguir con la producción. Con diferentes olores y mezclas.
Ya os iré contando!
Feliz fin de Semana!!




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

!Animaos a escribir! Me encantará saber vuestras impresiones